María de la O

23:31 Chema Flores 0 Comments

María de la O
He dejado de usar los dedos como Santo Tomás, para pasar a usarlos como contadores temporales.
Cinco tengo levantados, mientras en mi cabeza van pasando los campanilleros.

0 exégesis: